lunes, 28 de septiembre de 2015

Sólo digo

Quiero dormir con él
en la forma más expresa
cuando lo venza el cansancio.
Al carajo el pudor
la inocencia
y lo que pienses de mi.
Quiero llevarmelo
con alevosía
sin anestesia
ni moral.



lunes, 10 de agosto de 2015

Soy feliz así

Soy feliz así,
teniendo nada en las manos
y rebosante mi corazón.

No ambiciono mucho
a ti
sobre,
arriba,
abajo,
cerca,
con,
sin,
en mi
para siempre.




domingo, 12 de julio de 2015

Otra amante


Te haría el amor 8 veces por noche,
otras tantas más de madrugada,
ah y por el medio día no te dejaría dormir.

Lo haría, juro que lo haría.
Pero vos prefieres retozar en brazos de otra amante.

lunes, 15 de junio de 2015

Hoy no importas

Hoy no me dan ganas de adularte,
me apetece desdibujar las caricias
que mi lengua disponía para tus excesos

No quiero crecerte el ego con mi malicia,
mucho menos explicar mi fascinación
por recorrerte lento cada recoveco 

No pretendo soñarte, 
o desearte hasta la locura
mostrando como tirita por ti, mi deseo

Erizará mi pasión tu carne 
te revolcarás entre tus sábanas sudoroso,
sollozando mi nombre.


Negaré mi boca a tu boca,
sufrirás de olvido,
en este día donde ya no importas más…






domingo, 14 de junio de 2015

Asesina de vos

Sueño con destruirte la carne, 
los sesos,
deshacer el tacto,
impresiones,
todo cabello,
cada recuerdo de pieles 
texturas,
labiales rojos,
caricias 
y olores baratos.
Extinguir cada huella,
cicatriz,
memoria o evidencia
¡que no quede nada de ayer!
Cuando por fin a mi te rindas,
llegada la noche,
estrujar tu cuerpo sediento de todo
ansiando vida,
el despojo se convierta en hombre
hoy como tu primera vez
experimentes la pasión que abrasa
y sea la única que duerma en tu cama.



miércoles, 3 de junio de 2015

Quizá

Quizás no te extraño a vos, sino a tu aliento,
a tu regazo sosteniendo el mío,
la seguridad que vivía en cada lugar que estuvimos.

Si, cada calor, caricia, mirada
el rincón bajo tu piel que me hacía vivir plenamente
y por hacerme creer que soy un universo enigmático.

Odiaba muchas y tantas cosas de vos
tu forma de conocerme perfectamente bien,
y esa táctica para lastimarme tan certeramente.

Quizás extraño tus cicatrices, y la sangre herviente,
lo que me hacías sentir ciertas veces bajando la guardia
lo fácil de enfrentarme a la lluvia, de tu mano.

Quizás amor mío, sólo quizás, 
-podría pensar humanamente-
que el perdón llega luego de la comprensión,
porque sólo se odia a quién se amó y para ti sólo aguarda el olvido.



viernes, 2 de enero de 2015

Renacer

Besa estos labios
sumérjase en mi alma
revuelva las entrañas,
rete al fin mi espíritu
y me renueve al día,
renacer...

Renacer,
en tu vientre,
de las cenizas
amor
entre tus dedos
escondida en el regazo
perdiendo horizontes.

Amor,
renacer 
y saber que ya morí
saber que vivo de nuevo
y sentir... ¡Oh Dios!
Sentir que vivo de nuevo.