Permite


¡Que los suspiros de la vida te llenen el alma,
que el verso viaje a tu oído y te reboce el corazón;
de tus ojos dejen las lágrimas de asomarse, que no hay amor más puro ni sentimiento más grande que el que nace sin esperarlo!
Deja que el viento te lleve cada día un poco más allá, más lejos de donde has pensado, para que estés donde debas estar a la hora señalada para tu momento sin igual.
¡¡Que el tic tac de pronto, se entrelazca con un palpitar… Que presiente lo que no quieres creer, no más esperas, ni más tristezas!!
¡Ha llegado el momento de soñar despiertos! 
¡Caminar descalzos sin camino! 
Reír hasta más no poder…
Disfrutarnos completamente; el tono de nuestras miradas, lo que decimos abiertamente y lo que la timidez nos guarda para después.
Que no se acabe el día, que no llegue mañana que no quiero dejarte ir ni esperar a otro encuentro más… ¡Para poder robarte un beso!

Comentarios

Entradas populares de este blog

Soy esa mujer que nadie quiere.

A la niña Amanda

Mi tiempo sin ti